5 consejos para ser el mejor Jefe de Equipo

Factor_Humano_Formacion_5_Consejos_Jefe_Equipo

5 consejos para ser el mejor Jefe de Equipo

Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Facebook

A la hora de sacar un negocio adelante y triunfar en un nicho de mercado específico, es importante que nuestra idea destaque sobre las de nuestra posible competencia y cubramos las necesidades reales de mercado pero, además, debemos de tener en cuenta que el mayor activo que tiene una empresa son las personas que forman parte de su plantilla.

Si contamos con trabajadores perfectamente preparados, con potencial, entusiastas y sabemos motivarlos como se merecen, los resultados positivos aparecerán antes y con mayor calidad.

Por eso, y porque reciclarse periódicamente es clave para mantenerse en lo más alto, Factor Humano Formación te ofrece esta serie de consejos que complementarán los conocimientos adquiridos en nuestro Curso de Gestión de Equipos y nuestro Curso de Desarrollo de Habilidades de Liderazgo.

Utiliza la videoconferencia.

Aprovecha el gran avance de tecnologías, tanto ordenadores como tablets o smartphones, para comunicarte con facilidad con otras personas, verlas y escucharlas como si estuvierais charlando cara a cara.

En ciertos casos nos encontramos con la posibilidad de que un experto en la materia esté dispuesto a compartir su experiencia con nuestros trabajadores pero le resulte imposible hacerlo en persona. La solución más satisfactoria para ambas partes será, por supuesto, organizar una sesión mediante videoconferencia para adquirir su sabiduría y preguntar cualquier tipo de duda o pedir consejos.

Innova.

Si bien es importante un conocimiento previo adquirido mediante la teoría que nos aportan los libros, es cierto que en sus páginas no lo vamos a encontrar todo.
Conviene que, cada cierto tiempo, veamos qué se mueve en el mercado en esos momentos y estemos abiertos a probar cosas nuevas y arriesgarnos.

Estimula la creatividad de tu equipo, escucha sus propuestas y da tu visto bueno para que, en lugar de sentirse como meros empleados, asuman nuevos retos y se conviertan en una parte importante de la organización puesto que, así, su avance será el avance de la empresa. No desperdicies el potencial de tus trabajadores.

Participa en eventos.

Congresos, ferias, conferencias y, en definitiva, eventos públicos pueden fortalecer en ocasiones a nuestra propia empresa. Por eso, no escatimes a la hora de ofrecer a tus empleados la oportunidad de asistir a este tipo de acontecimientos ya que contarán con la posibilidad de conocer a expertos con los que intercambiar conocimientos.

Ya sean reuniones pequeñas a nivel local como ponencias internacionales de poderosas compañías en nuestro sector, acudir a ellas será siempre una excelente manera de progresar, actualizar conocimientos, realizar contactos, etc.

Da libertad de actuación.

Permitiendo a tus trabajadores expresar su opinión libremente, lograremos un importante feedback y sentimiento de pertenencia del empleado a la compañía. Al no percibir un control constante, surgirán ideas originales que aportarán aire fresco a nuestro proyecto.

Haz que se impliquen manteniéndoles informados de los propósitos de la empresa en todo momento.

Sé accesible.

Un jefe respetado es de gran valor pero un jefe que, además, es accesible, es admirado por su equipo.

Muestra interés por su vida fuera del trabajo. Una simple pregunta sobre cómo salió aquella operación de un familiar o el nacimiento de un hijo, establecerán un vínculo de confianza muy saludable para el negocio.

Si, además, compartes con ellos sus inquietudes y ambiciones profesionales, te permitirá ofrecerles desafíos que les mantengan motivados constantemente.

Cuidar de los empleados es esencial para que un negocio prospere. Gracias a todo lo expuesto, no sólo ayudaremos a nuestros trabajadores a renovar sus conocimientos y mejorar el rendimiento si no que, además, retendremos el mejor talento en nuestra empresa.

Sin comentarios

Publicar una respuesta